ForeverWild

Acerca de PorSiempreSalvaje (#4EverWild)

El tráfico de los grandes simios y otros animales es una organización ilícita a nivel global que está empujando a las especies más amenazadas al borde de la extinción. El tráfico ilegal de fauna les produce un inmenso sufrimiento a los animales ya que o son capturados en la naturaleza y mantenidos en cautiverio en condiciones terribles o son asesinados.

A través de nuestras sedes globales, el Instituto Jane Goodall (IJG) lanzó la campaña “ForeverWild” (“PorSiempreSalvaje”) para concientizar sobre la crisis que actualmente amenaza a los grandes simios y a otras especies. El IJG está trabajando para terminar con el tráfico ilegal de fauna y VOS PODES AYUDAR.

Informate acerca de los problemas, compartí y apoya nuestras iniciativas para detener los crímenes contra la fauna. Si trabajamos juntos podemos asegurar un futuro donde los animales puedan vivir seguros en la naturaleza

La Crisis

Las especies amenazadas están protegidas por leyes nacionales e internacionales. Sin embargo, muy a menudo, está protección está presente sólo en los papeles. Cada año, miles de animales son capturados de la naturaleza y son comercializados vivos o por partes en el mercado negro.

Alrededor del mundo, el tráfico ilegal amenaza la supervivencia de especies emblemáticas. A la desaparición de la fauna de la naturaleza se le suma la grave y constante pérdida de la biodiversidad.

Como una actividad criminal organizada, el tráfico ilegal de fauna atenta contra el estado de derecho y daña a las comunidades.

El tráfico ilegal ocasiona un gran sufrimiento a través de la caza furtiva, el manejo inadecuado y las terribles condiciones del transporte y el cautiverio.

Si no terminamos con el tráfico ilegal de una vez, los primates y otras especies se extinguirán para siempre. Actualmente, todos los grandes simios son especies amenazadas y muchas fueron categorizadas como “en peligro crítico de extinción”. Al menos 3.000 grandes simios, inclusivo los orangutanes, gorilas y chimpancés se pierden cada año como resultado del comercio ilegal.

La demanda internacional de animales vivos y sus partes fomentan el comercio ilegal.

Todos, desde los gobiernos y empresas hasta los consumidores, tenemos un rol que desempeñar en la prevención de la extinción de las especies más amenazadas.

Muchos de los elefantes que son víctimas de la caza furtiva por su marfil se habrán extinguido para el 2028.

La pobreza, el desarrollo económico e industrial, la codicia, la corrupción y las instituciones débiles de gobierno contribuyen al tráfico ilegal.

Qué hacemos

El Instituto Jane Goodall (IJG) trabaja activamente para acabar con el tráfico ilegal de fauna. En nuestros santuarios en África, el IJG rescata, protege y cuida a chimpancés huérfanos y a otros animales que fueron víctimas del tráfico ilegal.  Desarrollamos iniciativas de conservación centradas en la comunidad para promover medios de vida sostenibles para las comunidades locales, ofreciendo una fuente de ingreso alternativa a la caza furtiva y el comercio ilegal.

El IJG también colabora con numerosos organismos para proteger a los grandes simios que están en la naturaleza del tráfico, a través de la investigación de campo y el desarrollo de nuevas tecnologías para identificar el comercio online de los grandes simios que están amenazados.

En todo el mundo, las sedes del IJG están implementando campañas locales para prevenir el tráfico ilegal de fauna en su región. Las sedes del IJG utilizan la divulgación, la participación pública y la generación de alianzas para promover políticas contra el tráfico ilegal.

Rescate de animales contrabandeados

El IJG maneja el Centro de Rehabilitación de Chimpancés de Tchimpounga ubicado en la República del Congo, el santuario de chimpancés más grande de África. Desde que Tchimpounga abrió, en 1992, el equipo cuidó a más de 190 chimpancés. Actualmente, la instalación alberga a casi 150 chimpancés que viven en el santuario principal o en grupos en los sitios de las islas santuario.

Trabajar en colaboración para prevenir el tráfico en los hábitats de las especies amenazadas: nuestro enfoque triangular

El cuidado en los santuarios es tan solo uno de nuestros esfuerzos locales para proteger a las especies amenazadas del tráfico ilegal. Utilizamos un “ENFOQUE TRIANGULAR” educando a los jóvenes y a los miembros de la comunidad sobre los peligros y las consecuencias del tráfico de fauna e involucrándolos en nuestro trabajo; apoyando a organismos encargados de hacer cumplir la ley para reducir la actividad delictiva y fortaleciendo los mecanismos de denuncia.

Aprendé mas

Clickeá abajo para descubrir cómo el IJG está trabajando para terminar con el tráfico ilegal de fauna en todo el mundo.

Informate y ayudá a informar a otros

Utiliza nuestros recursos para aprender acerca del tráfico ilegal de fauna. Compartí los recursos de la campaña ForeverWild. Usá el hashtag #PorSiempreSalvaje #4EverWild. Solo debes apretar sobre la imagen con el botón derecho y bajarla, y listo!

Grupos Roots&Shoots

Focalizarse en el tráfico ilegal a través de acciones o actividades locales de la sede del IJG. En Facebook, unite a la comunidad de Roots&Shoots sobre tráfico de fauna, caza furtiva y mascotismo.

En la elaboración de los Objetivos de Desarrollo Sostenible, las Naciones Unidas reconoció a los crímenes contra la fauna como una amenaza para el desarrollo sostenible.

  • Debemos “Adoptar medidas urgentes para poner fin a la caza furtiva y el tráfico de especies protegidas de flora y fauna y abordar la demanda y la oferta ilegales de productos silvestres“ – ODS #15 Objetivo 15.7
  • Como crimen organizado, el tráfico de fauna va de la mano de la corrupción, la violencia y la inestabilidad – ODS #16
  • El tráfico ilegal de fauna sólo se puede detener si trabajamos en colaboración con organismos, organizaciones no gubernamentales, gobiernos y comunidades locales – ODS #17

Conectate

Contactate con nosotros para saber más o ayudarnos a acabar con el tráfico de fauna.

Suscribite para recibir más noticias.